martes, 9 de agosto de 2011

La Cebolla Fuentes de Ebro con Denominación de Origen Protegida llega a los mercados


La localidad zaragozana de Fuentes de Ebro ha visto cómo esta mañana se etiquetaban las primeras cebollas Fuentes de Ebro con el logotipo que la identifica y garantiza su calidad.

Se trata de la novena denominación aragonesa que se suma a las del Melocotón de Calanda, Aceite del Bajo Aragón y Aceite Sierra del Moncayo, Jamón de Teruel y las cuatro del sector vinícola –Campo de Borja, Somontano, Calatayud y Cariñena–, además del Cava, que se extiende por toda la geografía española. Y su principal reto consiste en convencer a los consumidores, ya que en los mercados y lineales siguen apareciendo otras cebollas que se esconden bajo los más variopintos nombres: dulce de Fuentes, auténtica Fuentes de Ebro o similares.

Las únicas autorizadas para presumir son las que ostentan el logotipo correspondiente, que garantiza su origen y la ausencia de picor y desagradable retrogusto.

Con la presencia de los representantes del Consejo Regulador, autoridades y medios de comunicación comienza de verdad el resto de la última DOP aragonesa, culminando un intenso trabajo a lo largo de quince años.

Las previsiones para esta campaña estiman que saldrán al mercado alrededor de tres millones de kilos, cultivadas en las 55 hectáreas inscritas en la zona de producción amparada por la DOP.

--
Aragón Liberal
Periódico digital de información y Opinión



No hay comentarios: